Educación alimentaria y Plato Único

El programa de educación alimentaria de la Molisana

Las preocupantes tendencias del aumento de los casos de obesidad, especialmente de la obesidad infantil, han inducido a La Molisana a promover un programa de educación alimentaria basado en la dieta Mediterránea, nombrada Patrimonio de la Humanidad en 2010 por la Unesco.

Entre las principales características de la tradición nutricional mediterránea, se destaca el abundante recurso a los derivados de los cereales y entre ellos, corresponde un papel fundamental a la pasta, pieza básica de la pirámide alimentaria. Otro requisito importante de los alimentos privilegiados por la dieta mediterránea es su adaptabilidad para formar platos únicos. Por plato único se entiende un contenido capaz de garantizar todas los aportes nutritivos con un único plato. La pasta es el alimento ideal para formar una comida completa, ya que el simple añadido de verduras, legumbres, queso, huevos, carne o pescado realza sus características organolépticas y garantiza el sabor aportado por los hidratos de carbono, proteínas, vitaminas y sales minerales.

Para poner en práctica y difundir estos importantes principios, La Molisana ha diseñado un proyecto de educación alimentaria. El primer paso del proyecto ha sido la creación de una colección de Recetarios de Plato Único.

El primer libro, dedicado a niños de 6 a 13 años, es fruto de una colaboración con los nutricionistas del UNIMOL (Università degli Studi del Molise, Facultad de Medicina, Cátedra de Alimentación), el segundo, en cambio, surge de la experta de nutrición, la Dra. Evelina Flachi, y está destinado a satisfacer las exigencias de los atletas..

Recientemente, la MOlisana suscribió una colaboración con el IEO (Instituto Europeo de Oncología), comprometido desde hace años con la investigación científica en el ámbito nutricional a través del estudio de la interacción entre los alimentos y la salud. Gracias a un enfoque que combina el uso de las nuevas ciencias con el compromiso por la prevención a través de los estilos de vida, el IEO, con el proyecto SMART FOOD, implica a investigadores, nutricionistas y médicos en una misma dirección: seleccionar alimentos que protejan la salud.

El IEO se presenta como socio ideal para seminarios, eventos, cursos de ámbito educativo y publicaciones de divulgación. Por este motivo, ha realizado un ciclo educativo en Milán en colaboración con La Molisana, en los que chefs de gran talento muestran que es posible conciliar los intensos sabores de la tradición mediterránea con el respeto de una dieta sana y equilibrada. También está programado el tercer recetario con 18 recetas de Plato Único en colaboración con el IEO: el tema del recetario será la prevención nutricional de las enfermedades crónicas. Cada una de las recetas irá acompañada por una imagen fotográfica, una tabla nutricional, datos sobre los componentes beneficiosos y consejos útiles.

El 50% de los ingresos obtenidos por los cursos de cocina y por las ventas del recetario será destinado a la investigación en nutrigenética y nutrigenómica.

La calurosa participación del público ha sido una confirmación de que los consumidores sensibles al tema de la educación alimentaria como forma de prevención de la salud buscan indicios previsibles y oficiales que representen un punto firme en el maremágnum de información, a menudo errónea y contradictoria.